México - Tlaxcala, rutas arqueológicas
México
En el centro de México destacaron los valles del altiplano: el de México y el Tlaxcalteca-Poblano. En este último, aproximadamente en 1800 a.C., había grupos de agricultores que habitaban aldeas permanentes.
Els Blaus de Roses

méxico, méxico - tlaxcala, rutas arqueológicas

ARQUEOLOGÍA EN EL ESTADO DE TLAXCALA


Introducción

En el centro de México destacaron los valles del altiplano: el de México y el Tlaxcalteca-Poblano. En este último, aproximadamente en 1800 a.C., había grupos de agricultores que habitaban aldeas permanentes y tenían contacto con los pueblos del Valle de Tehuacán y el Golfo de México, con quienes llegaron a mezclarse.

Con el tiempo la población aumentó y se formaron pueblos. En Tlaxcala se vivía en relativa paz, hasta que la invasión de los Olmecas-Xicalancas ocasionó intranquilidad y luchas por el poder y la tierra. Se cree que los Olmecas-Xicalancas provenían de la costa y que se asentaron en la actual región de Nativitas.
Situaron su capital en la fortificación de Cacaxtla, en lo alto de un cerro, donde se descubrieron importantes pinturas que nos informan acerca de las luchas que libraron con otros grupos. También construyeron pequeñas ciudades fortaleza alrededor de su  capital, como Xochitécatl

Cacaxtla
.

Cacaxtla

Su nombre significa "Donde Muere la Lluvia en la Tierra" aunque literalmente es "Lugar de Cacaxtlis o Lugar de Canastos" Es un baluarte de la cultura Olmeca-Xicalanca, se localiza a 19 Km. al suroeste de la capital tlaxcalteca en la localidad de San Miguel del Milagro, municipio de Nativitas; y sobresale por ser una de las zonas arqueológicas más ricas en pintura mural prehispánica que adorna varios de sus edificios, como: Templo de Venus, Templo Rojo, Mural de la Batalla, Pórtico A. Por lo cual el sitio está protegido de las inclemencias del tiempo con una techumbre de 10,220 m2. Cacaxtla alcanzó la cúspide de su florecimiento durante el llamado Período Epiclásico (650-900 d.C.), cuando controló el sur de Tlaxcala y parte de Puebla.

Alrededor del año 1000 d.C. el sitio se encontraba en total abandono. Ya en el siglo XVI, Diego Muñoz Camargo hace referencia a Cacaxtla; sin embargo, no fue sino hasta 1975 cuando se empezó a trabajar arqueológicamente.

El museo de sitio, permite al visitante tener una idea general de lo que verá en la zona, entre los hallazgos exhibidos destacan la colección de cráneos con deformaciones, uno de los entierros localizados, agujas de hueso, puntas de flecha, cuchillos y navajas de obsidiana; sobresale una escultura de barro crudo y los señores de Cacaxtla que formaron parte de un altar.

Museo de Sitio de Cacaxtla

En este espacio se exhiben los originales de las piezas encontradas durante las excavaciones. Sobresaliendo cerámica de uso ceremonial o uso común; los 11 Señores de Cacaxtla moldeados en barro con atributos de jaguar, murciélago o serpiente. Un mascarón en obsidiana de Tláloc, Dios de la lluvia además de una serie de fragmentos de barro moldeado y policromado. Cabe destacar, que aquí se encuentran reproducciones de los murales del Templo de Venus, Templo Rojo y Edificio A; con el fin de que personas con capacidades diferentes puedan observarlas. Anexo al museo cuenta con un auditorio y una tienda de publicaciones. El museo permanece abierto en los mismos horarios de la Zona Arqueológica de Cacaxtla, además de que se puede acceder a la Zona Arqueológica de Xochitécatl con el boleto de entrada del mismo día.

Xochitécatl

Zona Arqueológica, distante a 4 kilómetros de Cacaxtla, en la localidad de San Miguel Xochitecatitla del municipio de Nativitas. Su nombre en náhuatl significa "Lugar del Linaje de las Flores", fue erigido en la cima de un cerro en el cual se observan terrazas que probablemente se utilizaron como habitaciones y para el cultivo.

La pirámide de las Flores, en su planta rectangular mide 144 m, en sus lados norte y sur, y 115 m al este y oeste, por lo cual está considerada como la cuarta estructura más grande de Mesoamérica en cuanto a su base. La Pirámide de la Serpiente, es llamada así debido a que en ella se encontró, dentro de una pila monolítica, una escultura con cabeza de serpiente, la cual aún es posible observar en el museo de sitio. La Pirámide de la Espiral es una edificación única en su género, se localiza al extremo oeste del sitio y se caracteriza por su planta circular. Se cree que estuvo dedicada a Ehécatl, dios del viento.

ón de esculturas de piedras basálticas y la otra sección alberga las piezas elaboradas en barro del Período Preclásico Formativo hasta la época colonial, sobresalen la colección de muñecas, cuchillos de sacrificio y bebes en cunas de barro.

Museo de sitio de Xochitecatl
Museo de Sitio de Xochitécatl

El Museo de Sitio de Xochitécatl se divide en 2 secciones, una que se encuentra en un espacio cubierto, que exhibe vasijas utilitarias o de uso común, figuras realizadas con la técnica de galleta, sahumerios prehispánicos y otros de la época Colonial. Las piezas más relevantes, son una colección de figuras de barro que muestran niños en canastas, mujeres embarazadas o ancianas. Además de las famosas muñecas de Xochitécatl cuya posición es muy peculiar, decoradas con pinturas de colores en sus vestidos y muestran mutilación dentaria. La parte externa del museo, muestra piezas en piedra labrada representando figuras antropomorfas, zoomorfas y algunas variantes de éstas. El museo permanece abierto en los mismos horarios de acceso a la Zona Arqueológica de Xochitécatl y puede entrar con el mismo boleto de acceso a la zona Arqueológica de Cacaxtla.

Museo Regional INAH

Este museo se encuentra ubicado en el claustro del antiguo Convento Franciscano y actual Catedral de la Virgen de la Asunción. Es por ello que, el edificio conserva elementos arquitectónicos originales del siglo XVI. Por otra parte, muestra principalmente piezas en cerámica utilitaria o ceremonial de las zonas arqueológicas de: Xochitécatl, Cacaxtla, Ocotelulco y Tizatlán. Aunque también se exhibe un entierro de Ocotelulco. Piezas en piedra labrada de deidades como Ehécatl Quetzlcóatl; Tláloc o Chalchiutlicue. Un hacha votiva y un yugo, entre otras piezas. Además de contar con un importante acervo referente al arte religiosos y salas para exposiciones temporales y la biblioteca Andrés Ángulo Ramírez especializada en antropología e historia.

Ocotelulco

A la llegada de los españoles, Tlaxcala se dividía en señoríos, sobresaliendo cuatro: Tepeticpac, Ocotelulco, Quiahuiztlán y Tizatlán.
Ocotelulco, se localiza a sólo dos kilómetros del centro de la Ciudad de Tlaxcala. Debido al constante asedio mexica los antiguos pobladores de este sitio eligieron un cerro para asentarse y desde allí dominaban el entorno. A finales de 1990 en este lugar se realizó uno de los hallazgos más importantes: "El Altar Polícromo" en el cual se distingue un gran mascarón donde reposa Xipe-Totec, el Desollado, de cuya boca emerge Tezcatlipoca con nariguera de turquesa y una banda ocre bajo sus ojos.

Tizatlán

Tizatlán fue fundado por Teochichimecas hacia el siglo XIII, fue aquí donde en 1519 se pactó la alianza entre españoles y tlaxcaltecas, la cual desencadenaría la caída del Imperio Mexica. Las paredes del altar están decoradas con grecas, plumas, cráneos, manos y coloridas mariposas, al igual que las de Ocotelulco, los murales semejan el estilo del Códice Borgia, cuyo origen se considera mixteco. Museo de Sitio: Se aprecian objetos rescatados como: figurillas de Tláloc de uso ritual, una colección de cerámica, planos del basamento, reproducciones de los murales y altares del Palacio de Xicohténcatl el "Huehue" (viejo).

Poblaciones del reportaje
Tipo de viaje
Guárdame en el móvil