Karnataka, donde la magnificencia de la naturaleza iguala a la creacion del hombre
India
Playas soleadas y espectaculares cataratas. Verdes bosques donde abunda una impresionante variedad de fauna. Antiguas ciudades que son un espléndido legado de algunos de los más refinados logros de la arquitectura hindú e indomusulmana.
Els Blaus de Roses

india, karnataka, donde la magnificencia de la naturaleza iguala a la creacion del hombre
DONDE LA MAGNIFICENCIA DE LA NATURALEZA IGUALA A LA CREACION DEL HOMBRE

Playas soleadas y espectaculares cataratas. Verdes bosques donde abunda una impresionante variedad de fauna. Antiguas ciudades que son un espléndido legado de algunos de los más refinados logros de la arquitectura hindú e indomusulmana. Maravillas excavadas en la roca. Bellas metrópolis de corte moderno. Y la casa de los amigables Kannadigas, Las gentes de Karnataka. Esto es Kamataka, una reluciente joya del Sur de la india.

Bangalore capital de Karnataka
LA MAGIA DE BANGALORE

El lugar ideal para comenzar el recorrido es la capital de Karnataka. Es una de Las ciudades más pintorescas de la India. Tiene bellos parques, majestuosas avenidas flanqueadas por árboles y un clima tan saludable durante todo el año que se ha ganado con razón el epíteto de la ciudad de Los Jardines.

Bangalore también tiene edificios magníficos, uno de los más bellos es el Vidhana Soudha. Una estructura amplia de granito y de cuatro pisos, de estilo neodravítico. Este edificio es la sede del Gobierno del Estado y de Las oficinas de la Administración. Enfrente del Vidhana Soudha se encuentra el Alto Tribunal de Justicia de Karnataka, una estructura gótica de hace cien años, situada en medio del Parque Cubbon. A pesar de que Los dos edificios son de diferentes estilos, comparten una agradable simetría. Los que tengan interés por la historia deberían visitar el fuerte de Hyder Ail y Tipu Sultan, el gran guerrero de Los reyes de Karnataka. En sus orígenes era de adobe y ladrilllo, lo mandó construir Kempegowda. En el Siglo XVIII Hyder Ali y Tipu Sultan lo mandaron reconstruir. En la actualidad, parte se encuentra en estado ruinoso, mientras que el resto lleva la impronta de las señales de la guerra: un testimonio de la resistencia del Sur contra la dominación británica. Hoy el fuerte guarda silencio, cercano al activo y colorista mercado central donde a cualquier hora del día hay movimiento.

Cerca del fuerte está el palacio de Verano de Hyder Ali y Tipu Sultan. Hyder Ali comenzó su construcción y Tipu Sultan lo completó en 1791.
De los edificios a los jardines. Lalbagh hace gala de una armonía singular que va de la naturaleza a la historia. Hace más de 200 años Hyder Ali comenzó su construcción y Tipu Sultan la continuó, siendo en la actualidad uno de los jardines botánicos mejores de la india y con árboles y plantas de muchísimas variedades. En el centro de Los jardines está el palacio de Cristal, donde todos los años se celebran exposiciones de olorosas flores en enero y en agosto. Lalbagh cuenta también con una rosaleda, un parque de ciervos y un reloj de flores impresionante.

El parque de Cubbon se halla en el corazón de la ciudad. Sus 120 hectáreas de extensión forman una gran alfombra de verdor salpicada de fuentes, estatuas y árboles de coloristas flores. La gente se siente atraida por el ambiente de paz que allí se respira.
En medio de uno de los barrios de las afueras Bangalore, en una pequeña colina, se levanta el Bull Temple. La divinidad, el magnífico toro celeste Nandi, se yergue maravillosamente trabajado en un solo bloque de granito.

El Sri Gavi Gangadhareswara Temple es otro sitio famoso de Bangalore. La maestría técnica de sus arquitectos se hace latente todos los años, el día 14 de enero, cuando un rayo de sol pasa a través de un arco situado entre los cuernos de un toro de piedra que está en el exterior, iluminando la divinidad, que se encuentra en el interior. El templo está dedicado a Shiva y es una cueva natural excavada de un piedra monolítica.

Para los amantes de los deportes acuáticos, Bangalore cuenta con ei Ulsoon Lake y el Sankey Tank, lugares ideales para la práctica del remo y de la natación.
Sin embargo, la visita de Bangalore estaría incompleta si no se visitaran el acuario, los museos, las galerías de arte y los grandes almacenes con los que cuenta la ciudad, comparables con los mejores de Asia.
Pero Bangalore no es solamente arte y arquitectura. Es también la sede de alta tecnología de la India, el centro de algunos de los pricipales organismos científicos, tecnlógicos y de investigación del país.

Por todas estas razones, merece la pena visitar Bangalore.

Calles pintorescas y majestuosa avenida en Karnataka
LOS ENCANTOS DE MYSORE

Hay fragancia en el aire y una forma de vida calmada y pausada que agrada. Mysore, la capital de los importantes y legendarios reyes Wodeyors, es una ciudad de ensueño. El rico patrimonio ha llegado a nuestros días en forma de magníficos palacios, ordenados jardines, edificios impresionantes, amplias avenidas y primorosos templos.

El apasionamiento por Mysore comienza con el palacio del Maharajá, en pleno centro de la ciudad, de estilo indomusulmá. Sus cúpulas, torres, arcos y columnas hace que el palacio sea un tesoro del arte, finamente talllado y trabajado. Las puertas, primorosamente talladas, dan paso a las salas amuebladas con gusto, que nos hacen entrever el lujo de una época pasada. Cuando se llega a Durbar Hall, no se siente embelesado al contemplar las decoraciones de los techos y las filas de columnas bellamente esculpidas con maestría y amor. Cuando llega el festival de Dasara y el magnífico trono de oro se abre a las visitas, ¡se pueden contemplar 280 kilos de oro puro! Contemplar el palacio impone, sobre todo los sábados y los días de fiesta, que es cuando lo iluminan.

Llega octubre y la tranquila ciudad de Mysore se transforma y se despierta para las fiestas del Dasara, que duran diez días. La iluminación del palacio y edificios públicos, el engalanamiento de la calles, la decoración de los arcos, el intenso color de las ropas y las funciones culturales convierten a la ciudad en un escenario deslumbrante. Además, hay música clásica, danzas folklóricas, el Yakshagana, el desfile de antorchas y muchas cosas más. Todo ello culmina en el festival legendario de Dasara cuando hay desfile de elefantes con gualdrapas, caballos engalanados y coches dorados, así como espectaculares carrozas acompañadas de cantos y danza. Todo ello compone una experiencia muy especial.

No se debe dejar de visitar la iglesia de Santa Filomena de Mysore. Es de estilo gótico y tiene unas vidrieras de colores muy bellas, que son las úncias de este tipo en esta parte del mundo.
Una visita al zoo de Mysore dará al visitante una idea de algunas raras especies de aves y otros animales que se han criado en cautividad.

Desde Mysore se divisan Las colinas de Chamundi. Según la leyenda, cuando el feroz demonio Mahishasura comenzó a hacer estragos en las tierras de Mysore, Chamundeswari lo mató en las colinas, pacificando así esta región. Sri Chamundeswari o Mother Chamundi, como se le llama, es la diosa principal. A medio camino de la cima se yergue una estatua monolítica de granito de 7,6 metros de larga y 4,8 metros de alta, del toro de Nandi.

Desde Mysore también se puede hacer una excursión a Srirangapatna, la isla y plaza fuerte de Tipu Sultan, el legendario "Tigre de Mysore", que se enfrentó con valentía a los invasores británicos. Además del fuerte, merece la pena ver el palacio de verano de Tipu, todo en madera y de paredes y techos finamente pintados, el mausoleo y el templo de Sriranganathaswamy.

A 19 kilómetros de Mysore se encuentran los jardines de Brindavan, una fantasía de agua, luz y música. Los bellos jardines, en forma de terrazas, se cosntruyeron al lado de una presa de dos kilómetros de larga, cerca de la confluencia de tres ríos, el Cauvery, el Hemavathi y el Lakshmanathirtha. Un verdadero goce es ver las fuentes que todas las noches danzan al rítmo de la música, moviéndose con una alegría desenfrenada, atrayendo a miles de personas con su magia y compartiendo con ellas una experiencia que no olvidarán en sus vidas. Según se va paseando por los jardines, hace su aparición infinidad de fuentes que sueltan ráfagas de luces en tonalidades rojas, azules, verdes, amarillas. En medio de los jardines hay un lago donde se puede practicar el remo por una cantidad módica.

Reloj al estilo ingles en el centro de Mysore. Karnataka
UN VIAJE A TRAVES DE LA HISTORIA

A traves de los siglos, Karnataka ha sido testigo de un extraordinario florecimiento del genio artístico del hombre. Ofrece un testimonio vivo de los recursos humanos y materiales que poseían los príncipes. Estas creaciones, que expresan el espíritu religioso dominante en aquel momento, son un ejemplo no solamente de elegancia y refinamiento, sino también de la maestría técnica y de un alto grado de paciencia. Hay varios lugares en Karnataka que son un ejemplo de esta perfección de dedicación.
Bangalore y Mysore son dos lugares excelentes para viajar a Somanathapura, Shravanabelagola, Halebid y Belur.

SOMANATHAPURA

En este pueblecito se encuentra una maravilla de piedra del S. XIII, el ejemplo último mejor conservado del arte de Hoysala. Se trata del templo de Keshava, que tiene forma de estrella. Consta de tres santuarios dedicados a Prasanna Chennakeshava. Contemplar la riqueza de este arte constituye todo un deleite para los sentidos.

SHRAVANABELAGOLA

En el año 981 una colosal estatua del santo de la religión jaina, Gomata, se esculpió sobre la colina de un único bloque de piedra. En esa colina se yergue en la actualidad la estatua, de 17 metros de altura, que es probable que no tenga rival en el mundo en cuanto a audacia de concepción y dificultad de ejecución.
Cada doce años tienen lugar el Mahamastakabhisheka, el ritual del baño de Gomata, o Lord Bahubali, que atrae a miles de personas de la India y del extranjero.

HALEBID

En Halebid se encuentra uno de los ejemplos más excelsos de la arquitectura India. Se trata del templo de Hoysaleshwara que data el S. XII.
Está situado sobre una plataforma de unos dos metros de altura que ésta cubierta con bloques de piedra. Esta plataforma está cubierta lateralmente por once frisos paralelos de elefantes, leones, volutas, hombres a caballo, bestias celestiales y pájaros.

Cada friso tiene una longitud de unos 215 metros, cubierta totalmente de escultura. Para dar un ejemplo, el friso inferior tienen por lo menos dos mil elefantes cincelados con gran destreza y, la mayoria de ellos, ricamente enjaezados y con un hombre que los monta encima. Una decoración similar tienen los diez restantes frisos, sin lugar a duda, el templo de Hoysaleshwara es una de las muestras más impresionantes de destreza artística humana que se puede encontrar.

BELUR

El templo de esteatita de Beiur es del S .XII. Su exterior tiene una gran variedad de esculturas y frisos, mientras que su interior luce una serie de paneles y de columnas profusamente cinceladas. Los escultores pudieron cincelarlos con tanto detalle debido a que el material que utilizaron, la esteatita, es blanda cuando se saca de la cantera, pero se va endureciendo en contacto con el aire. Una pieza maestra lo constituye una estatua de nariz triple profusamente decorada que representa los diferentes bhavas de la danza Bharatanatyam.

Hampi, Aihole, Badami, Pattadakal, Bijapur, Gulbarga y Bidar, lugares a los que se llega fácilmente desde Bangalore, abarcan casi siete siglos de historia y de escultura.

HAMPI

En su tiempo fue la gloriosa capital del poderoso imperio Vijayanagar. Hampi que ha sido declarada por el Archaeological Survey of India como centro legado de la humanidad se halla situada a orillas del Río Tungabhadra. Fue fundada a mediados del S. XIV por dos príncipes y el imperio de Vilayanagar se hizo célerbe por su poder y riqueza, asi como por ser una pieza maestra de la magnificencia imperial. Sus reyes fueron grandes mecenas del arte y de la arquitectura, como evidencian la extensas ruinas de Hampi.

El templo de Virupaksha es un magnífico ejemplo. El templo está dedicado a Lord Shiva, conocido en la zona como Virupaksta o Pampapathi, la entrada, de 50 metros de altura, está profusamente decorada y parece que perteneció a otro período anterior, pero que se restauró durante el reino de Krishna Deba Raya, el rey más sobresaliente de este imperio. En el inerior hay una serie de tranquilos patios con pequeños santurarios y vestíbulos de columnas, algunos de los cuales datan de la época de los primeros reyes Vijayanagar. El vestívulo que conduce al Sanctum Sanctorum tiene columnas decoradas con animales y el techo está pintado con escenas de mitología. El templo es muy famoso por la celebración del Festival del Carro de febrero y el Festival del Matrimonio de Virupaisha de diciembre.

El templo de Hazaara Rama es otra obra esplendida. Está construido dentro de un complejo rectangular en el centro de la ciudad. Probablemente se utilizaba de santuario privado del rey. Los muros que rodean el templo están cincelados por dentro y por fuera y constituyen una excepcional pieza de arte en piedra. Los frisos exteriores están decorados con figuras de caballos, elefantes, bailarinas y con desfiles de la infantetría. Los interiores muestran escenas del poema épico hindú Ramayana. El vestíbulo del templo de comienzos del S. XV tiene columnas de basalto decoradas con refinadas encarnaciones de Vishnu y de Buda. El templo Vitthala es la obra mas impresionante de los monumentos religiosos de Hampi situados en la orilla sur del río Tangabhadra. Los artífices de este arte hicieron que de la dureza de la piedra fluyera la flexibilidad de un lienzo y los resultados son verdaderamente fascinantes. El pabellón principal tiene 56 columnas monolíticas de granito y que forman una unidad estructural con un grupo de delgadas columnas que se apoyan en animales esculpidos agachados. Algunas de estas columnas emiten notas musicales cuando se les golpea. En una de las entradas parece un fabuloso carro de piedra con el vehículo de Vishnu, el Garuda. Está tan finamente esculpida y la técnica es tan refinada, que hasta las ruedas, que son de piedra, dan vueltas. En este templo se celebra el festival de Purandaradasa que conmemora el nacimiento del famoso poeta-compositor.

Durante la estación de Dasara se celebra en Hampi un famoso espectáculo, el Festival de Dasara de Hampi.

AIHOLE

Fundada sobre el año 450 d. de C., esta antigua capital de los Chalukyans cuenta con más de setenta templos dedicados a varios dioses del panteón hindú. Fue la cuna de la arquitectura de la época dravídica y del noroeste de la India. Las formas curvilíneas de las torres de Aihole son los prototipos, igual que los Gopurams lo son de Madurai y los Shikharas de Bhubaneswar, aunque a una escala más pequeña.

Los templos más importantes de Aihole son el Lad Khan, el Meguti, el Konti Gudi, el Durga y el Huchimalli.

BADAMI

En la antiguedad conocida como Vatapi. Está situada entre dos colinas y está caracterizada por el fuerte que domina la vista. En las colinas hay una serie de templos de estilo Pallavan. Los más importantes son los cuatro templos excavados en la roca, con columnas esculpidas y esculturas de soporte, tanto de la escuela de arquitectura de templos brahmanicos como jainas.

PATTADAKAL

Alcanzó el cenit de su gloria como lugar conmemorativo de reyes entre los S. VII y IX. Un grupo de unos diez templos, rodeados de santurarios menores y de plataformas, reflejan el estilo de vida de las gentes de esa época pasada.

GULBARGA

El S. XIV presenció el comienzo de un excelente crecimiento de la arquitectura islámica en el sur de la India. Este florecimiento comenzó en Gulbarga. Los historiadores del arte han cantado himnos de alegría para alabar la espléndida sucesión de mezquitas, palacios y tumbas que se crearon en Gulbarga. La que más se distinguió fue la Jami Mosque. Para construirla se tomó como modelo la catedral de Córdoba, en España, cuya característica singular consiste en su techumbre, que cubre un área de 40 por 50 metros y cubre todo el patio.

Transportes en la ciudad de Karnataka
BIJAPUR

Bijapur fue donde la arquitectura islámica del sur de la India alcanzó el cenit en el S. XVI. El famoso Gol Gumbaz se encuentra en Bijapur. La cúpula del mausoleo, de casi 43 metros de diámetro y 60 de altura, descansa sobre arcos de detención, que cubre el espacio más grande que existe en el mundo bajo una cúpula. En el mausoleo está la galería "de los susurros" a su alrededor, este sitema acústico transporta el mas leve murmullo alrededor de la cúpula y lo hace regresar al oyente doce veces. El Gol Gumbaz es una gran pieza de ingeniería y arquitectura que tiene muy pocos paralelos en el campo de la acústica.

BIDAR

Bidar fue en el pasado la capital de los reyes Bahamani. El fuerte de Bidar se construyó como fortificación Jaladurga rodeada de agua que fluye con la técnica del sifón. Dentro de su impresionante muralla de granito hay un madarsa o colegio fundado por el santo y erudito Mohammad Gawan. Bidar también tiene una gurdwara, o templo Sikh, en Nanak Jhera, que, según la historia, visitó el Guru Nanak, el patricarca Sikh. Miles de peregrinos Sikhs llegan año tras año hasta aquí.

TODO NATURAL Y MARAVILLOSO

La naturaleza ha sido muy generosa con Karnataka concediendo al Estado una belleza natural impresionante, cañones que realmente imponen, declives y gargantas de las cadenas montañosas del Oeste, o los espesos y misteriosos bosques de Malnad cubiertos de bambú, teca y sándalo. Sin olvidar la estruendosa grandeza de las altas cataratas de Jog de 290 metros, o las de Shivasamudra, así como el verdor sin par de la "Ruta Esmeralda", que va de Mysore a Talakaveri, en la ladera del monte Brahmagiri donde nace el río Cauvery.

Los bosques de Kamataka rebosan la vida con la asombrosa variedad de fauna -tigres, leopardos, elefantes, búfalos, cocodrilos, ciervos, antílopes, monos, perros salvajes, bisontes y aves raras-. El Estado ha conservado muy bien sus parques naturales, Banner-haHa, Bandipur, Nagarhoke, Dandeli, Kharapur y la Reserva de Aves de Ranganathittu.

Para aquellos que desean escaparse de las llanuras, Karnataka les ofrece bellas estaciones de montaña: Nandi Hills, Biligririrangana Hills, Madikeri y Kemmangundi.
Kanataka tiene también una maravillosa costa. Las playas de Mangalore, Ullal, Surathkal, Maravanthe y Karwar seducen a bañarse en sus claras aguas azules, a pescar, a practicar el suf o simplemente a tenderse en la arena, secada por el sol.

ALGUNAS COSAS PARA RECORDAR A KARNATAKA

Colorista, Vibrante. Encantador. Estos son los recuerdos de Karnataka. La grandeza del festival de Dasar. El inolvidable ritmo de sus numerosas danzas folklóricas. La gracia viril de las carreras de búfalo. La icreíble variedad de frutas y flores. El sabor a ambrosía del tierno coco. El irresistible precio de los idlis con sambar (tortas de arroz con salsa), masala dosa (tortas rellenas de patatas al cuny) y ei bisi bele huli anna, hecho de arroz, lentejas, tamarindo, pimentón y muchas cosas más. El fino trabajo de los Gudigars en madera de sándalo y marfil, así como otras curiosidades. La extraordinaria suavidad y hechizo de la seda de Mysore... y se podría seguir y seguir.
¡Karnataka es, sin lugar a dudas, inolvidable!

COMUNICACIONES

Las Indian Airlines tienen vuelos desde Bangalore a Ahmedabad, Mumbai, Delhi, Calcuta, Cochin, Coimbotore, Goa, Hyderabad, Chennai, Mangalore, Pune, Tirupati y Trivandrum. Hay vuelos de Vayudoot de Mysore a Bangalore, dos ciudades que también están comunicadas por ferrocarril y carretera. Si no se desea pasar por Bangalore también se puede viajar de Panaji a Belgaum.
La mayoría de las ciudades importantes del país están comunicadas por tren con Bangalore.
Hay servicios regulares de autobuses desde Bangalore a todos los centros turísticos importantes de Karnataka.

ALOJAMIENTO

Tanto Bangalore come Mysore cuentan con buenos alojamientos de estilo occidental. Incluso Los hoteles más modestos tienen un nivel relativamente alto. Todos los destinos turísticos más importantes de Estado cuentan con casas de campo, albergues y bungalows.


Fuente: Oficina de Turismo de la India

Guárdame en el móvil