Holanda - Róterdam, conoce toda su cultura
Países Bajos
Para saber cómo era Róterdam antes de 1940, visita el pintoresco barrio de Delfshaven. Otros ejemplos del patrimonio que esconde esta ciudad son la Casa Blanca, la Iglesia de San Lorenzo...
Els Blaus de Roses

países bajos, holanda - róterdam, conoce toda su cultura

Cultura en Róterdam

Rotterdam es una ciudad con mil caras: ciudad portuaria y canalla, ciudad de moda para salir, elegante ciudad comercial y ciudad artística a la última. Pero Rotterdam es sobre todo la ciudad de la arquitectura de Holanda, con la innovación como punto central y una silueta urbana en constante cambio. Son muchas las cosas que puedes hacer entre los rascacielos de Rotterdam. Ir de tiendas, comer como un rey y visitar todo tipo de museos y atracciones en los alrededores del centro.

El Museumpark de Rotterdam acoge los museos más conocidos de la ciudad y dos de los museos más destacados de Holanda, el Boijmans van Beuningen y el Kunsthal. En otros lugares de la ciudad puedes encontrar más museos y otros puntos de interés, como el Scheepvaartmuseum (museo naval), el Euromast, el Hotel New York, Spido y el ss Rotterdam.

Y si su amplia oferta cultural no fuera suficiente, la ciudad también ofrece una variada oferta comercial.

Rotterdam tiene tantas cosas bonitas, emocionantes y atractivas que no sabrás qué elegir. Por suerte, también ofrece multitud de terrazas y cafés para recuperarse con una bebida y algo de picar. Por la noche, podrás probar todas las cocinas del mundo en los restaurantes de la ciudad.

Para saber cómo era Róterdam antes de 1940, visita el pintoresco barrio de Delfshaven. Otros ejemplos del patrimonio que esconde esta ciudad son la Casa Blanca, la Iglesia de San Lorenzo (St. Laurenskerk) y la fábrica de diseño Van Nelle (Van Nelle Ontwerpfabriek). El mejor teatro de la ciudad es el New Luxor.

Ayuntamiento de Rotterdam
Ayuntamiento de Rotterdam

El ayuntamiento de Rotterdam es uno de los pocos edificios antiguos que quedan en el centro de la ciudad. Fue construido entre 1914 y 1920 y sobrevivió milagrosamente al gran bombardeo de 1940. El ayuntamiento de Rotterdam está en Coolsingel y es un edificio precioso que merece la pena visitar.

- Curiosidades del ayuntamiento
El ayuntamiento de Rotterdam utilizó desde el principio la escultura para expresar la historia de la ciudad portuaria. En el exterior del edificio se pueden admirar diversas obras escultóricas interesantes.

En ambos lados de la entrada principal del ayuntamiento están las imágenes esculpidas del portero y del fisco. Otra decena de esculturas representan diversas virtudes y valores. Sobre la entrada principal está la virgen de la ciudad y encima de ella, la estatua de bronce dorada del genio con la antorcha. En la torre más alta puede verse la estatua dorada del ángel de la paz.

- En los alrededores del ayuntamiento
El ayuntamiento no se puede visitar, pero en las oficinas locales de turismo se puede contratar una visita con guía por el ayuntamiento. A tiro de piedra de este prestigioso monumento se encuentra la zona comercial de Lijnbaan y Koopgoot. Cruzando De Meent llegarás a varios establecimientos hosteleros. La Stadhuisplein, delante del ayuntamiento, es un popular lugar de ocio nocturno.

Rotterdamse Schouwburg
Rotterdamse Schouwburg

El Rotterdamse Schouwburg es el centro de la danza, el teatro dramático y musical en Rotterdam. En las tres salas del Rotterdamse Schouwburg se celebran anualmente más de 500 representaciones, que atraen a un público amplio y variado. La presencia de un gran café en el Rotterdamse Schouwburg da vida al teatro todos los días de la semana, aunque no haya representación.

- Arte en el Rotterdamse Schouwburg
El arte ocupa un lugar primordial en el Rotterdamse Schouwburg. El exterior del edificio se caracteriza por las ventanas cúbicas de George Rickey. Dentro, en el vestíbulo de entrada, cuelga una escultura de Carel Visser y la iluminación que dirige hacia la sala es de Jan Munster.

Un proyecto artístico especial del Rotterdamse Schouwburg es el 'beeldspoor" (rastro de imágenes). En ambos lados de las escaleras monumentales hacia la Gran Sala cuelgan pinturas y fotografías inspiradas por representaciones teatrales del pasado. Cada temporada, varios artistas tienen oportunidad de plasmar en el lienzo a su manera una representación teatral. De esta forma, las producciones teatrales del Rotterdamse Schouwburg seguirán inmortalizadas mucho tiempo después de que haya desaparecido el programa teatral.

- Visita el Rotterdamse Schouwburg
Puedes visitar el Rotterdamse Schouwburg todos los días de la semana. El gran café abre a las once de la mañana para que el público pueda disfrutar de su café, almuerzos o cenas. Puedes comprar entradas en la taquilla de lunes a sábado, de las 14.00 a las 17.00 horas. El Rotterdamse Schouwburg está muy cerca de la Estación Central y también se puede aparcar en el garaje de Schouwburgplein.

Trompenburg Tuinen & Arboretum

Robles, coníferas, cactus, plantas suculentas… Trompenburg Tuinen & Arboretum tiene una estupenda colección de árboles, arbustos, plantas, bulbos y tubérculos en el centro de Rotterdam. Puedes visitar los jardines Trompenburg durante todo el año, pasear con un guía, asistir a talleres 'verdes' y disfrutar de una taza de café y un trocito de tarta en la casa del té.

- El jardín de Rotterdam
Comprueba tus conocimientos de botánica en los jardines Trompenburg; toda la colección de árboles, arbustos y plantas está dotada de cartelitos con el nombre y una explicación. Los amantes de las plantas de todo el mundo ya conocen el parque, y también los habitantes de Rotterdam. Trompenburg es un oasis de tranquilidad en mitad de la metrópoli. Puedes pasear con o sin guía por jardín de los perales, el estanque con peces dorados, el robledal y muchos otros jardines. Merece la pena visitar Trompenburg varias veces al año, porque el aspecto del parque cambia cada estación.

- Cómo llegar a Trompenburg
Trompenburg Tuinen & Arboretum ocupa siete hectáreas de belleza natural, que solo están cerradas desde mitad de diciembre a mitad de enero. El resto del año se puede disfrutar de una fantástica zona verde en mitad de la ciudad, por una cantidad de dinero relativamente pequeña. El parque es accesible para sillas de ruedas. Puedes llegar a Trompenburg con el tranvía 21 dirección De Esch o aparcar el coche en sus puertas (el aparcamiento solo es gratuito los fines de semana).

Kralingse Bos y Kralingse Plas
Kralingse Bos y Kralingse Plas

El Kralingse Bos y el Kralingse Plas forman juntos el parque de recreo de Rotterdam. Haga el tiempo que haga, el bosque y el lago Kraling atraen todo el año a amantes del deporte que vienen a correr, a hacer bicicleta, a montar a caballo, a jugar al golf, a remar y a navegar. Cuando hace buen tiempo, acuden al parque numerosas familias, que visitan el parque infantil, la granja para niños y el restaurante de los panqueques. El Kralingse Bos y el Kralingse Plas son un destino popular de verano para hacer barbacoas, nadar y tomar el sol sobre la arena.

- Historia del Kralingse Bos y el Kralingse Plas
El bosque (Kralingse Bos) se extiende alrededor del lago (Kralingse Plas) y ocupa unas 200 hectáreas. Este parque urbano de Rotterdam fue construido a principios del siglo XX alrededor del lago Noorder (Noorderplas, que es como entonces se llamaba el Kralingse Plas). El Kralingse Plas surgió a finales del siglo XIX por la desecación de terrenos para la obtención de turba. Dos molinos antiguos recuerdan esa época.

Desde principios del siglo XX, el lago se utilizó para actividades recreativas y ya entonces se fundó la primera asociación de deportes acuáticos. Actualmente hay cinco asociaciones deportivas en el Kralingse Plas y la zona se ha convertido en una de las mejores zonas recreativas de Holanda.

- Una vuelta al lago
Si quieres huir del ajetreo de la metrópolis, una buena idea es visitar el Kralingse Bos y el Kralingse Plas. Si llevas calzado deportivo, puedes correr una vuelta alrededor del lago. La vuelta de 5 kilómetros pasa por todos los puntos más bonitos del Kralingse Bos y el Kralingse Plas.

De Doelen

De Doelen en Rotterdam es una sala de congresos y conciertos. En De Doelen se celebran todos los años más de 1200 eventos, que incluyen 600 conciertos de música clásica, música tradicional de todas las partes del mundo y jazz. La reputación de la sala de conciertos ha sobrepasado las fronteras, en parte porque es sede de la Orquesta Filarmónica de Rotterdam, una de las mejores orquestas sinfónicas del mundo.

- De Doelen: el edificio
La Gran Sala (Grote Zaal) no es solo la más grande de De Doelen, sino también la más grande de Holanda. Su arquitectura y su acústica son muy admiradas. Además, De Doelen cuenta con otras tres salas. Los conciertos en De Doelen atraen anualmente casi medio millón de visitantes.

El nombre "De Doelen" viene de un grupo de músicos urbanos del siglo XVII. En 1844, el lugar de ubicación de De Doelen fue designado 'lugar de entretenimiento cultural'. El teatro fue destruido totalmente durante el bombardeo de 1940. Después de la guerra fue reconstruido y ha sido ampliado y renovado varias veces.

- Asiste a un concierto
Con seiscientos conciertos al año, siempre hay alguna razón para visitar De Doelen. La sala está en el centro de Rotterdam y se puede llegar fácilmente con el coche o con el transporte público. Pueden comprarse entradas para los conciertos en las taquillas (Schouwburgplein 50), entre las 14.00 y las 18.00 horas.

El transatlántico Rotterdam
El transatlántico Rotterdam

El Rotterdam, también llamado «La gran dama», surcó los mares desde 1959 hasta 2000, momento en el que se retiró del servicio. Es la mayor embarcación jamás construida en tierras holandesas y el antiguo buque insignia de la Holland America Line.

El antiguo transatlántico Rotterdam está de vuelta en la ciudad con la que comparte nombre. El buque, que cuenta con un bar, un hotel, un restaurante y un centro de convenciones, está abierto a los visitantes interesados en aprender más sobre su historia.

- Descubre el buque insignia de la Holland America Line
Realiza una de las tres visitas guiadas que te propone y averigua todos los detalles de esta increíble embarcación:

La visita Seabreeze Deluxe se realiza con una audioguía que describe cómo era la vida a bordo de este transatlántico.
La visita Way Down Below se realiza con un guía y te llevará a la impresionante sala de máquinas del buque.
La visita All Inclusive combina lo mejor de las dos visitas anteriores.
Vive el Rotterdam

En menos de hora y media, descubrirás uno de los barcos de pasajeros de mayor éxito de todos los tiempos. Unas pocas horas a bordo de este gigantesco transatlántico harán las delicias de niños y adultos. Ven a demostrar que no eres un marinero de agua dulce.

La Casa Blanca

La Witte Huis (Casa Blanca) de Róterdam no es una copia de la mundialmente famosa Casa Blanca de Washington. La Casa Blanca holandesa fue el primer rascacielos de Europa y se erigió entre 1897 y 1898. Es una de las pocas estructuras que sobrevivieron a los bombardeos que asolaron Róterdam en 1940.

- La construcción de la Casa Blanca
El arquitecto Molenbroek fue el valiente que diseñó el rascacielos. La Casa Blanca tiene 43 metros de alto repartidos en diez plantas. El edificio es de estilo art nouveau. Se construyó con un ascensor, algo totalmente excepcional en los edificios de esa época.

Construir la Casa Blanca no resultó nada sencillo: los costes fueron superiores a lo previsto, fue necesario cerrar durante algún tiempo el puerto cercano y un edificio que se encontraba junto a la obra se derrumbó durante la preparación de los cimientos.

- Atrevida arquitectura holandesa
La Casa Blanca acabó convirtiéndose en un hermoso edificio y en todo un ejemplo de la atrevida arquitectura holandesa. La Casa Blanca está abierta al público y puedes tomar una copa en uno de los bares de la planta baja. En uno de los laterales del edificio todavía pueden verse parte de los daños que sufrió durante la Segunda Guerra Mundial

La fábrica de diseño Van Nelle
La fábrica de diseño Van Nelle

Desde 1931 hasta 1990, la fábrica de diseño Van Nelle (Van Nelle Ontwerpfabriek) se utilizaba para producir café, té y tabaco. Cuando abrió las puertas en 1931, era uno de los edificios más innovadores y modernos de su tiempo.

- Fábrica e hito arquitectónico
Diseñadores de todo el mundo querían ver su estructura única, para la que se utilizaron principalmente cristal y acero. Los conceptos de luz, aire y espacio desempeñaron un papel crucial en el diseño de los arquitectos Brinkman y Van der Vlugt. La fábrica tenía un aspecto amplio y puro, algo excepcional en los complejos industriales. Se convirtió en un hito de la arquitectura moderna.

- Visitas guiadas
Desde 1998, la fábrica alberga oficinas y lugares de trabajo; además también acoge numerosos eventos. Realiza una visita guiada para conocer la historia y los fascinantes detalles de este monumento declarado patrimonio nacional.

El Westelijk Handelsterrein
El Westelijk Handelsterrein

El Westelijk Handelsterrein es un complejo de antiguos almacenes que ha sido restaurado en su integridad. Hoy en día aquí ya no se realiza ninguna actividad portuaria. El complejo alberga varias tiendas y galerías, además de incontables bares y restaurantes fantásticos.

- Sal a cenar
El Westelijk Handelsterrein no es solo una estructura espectacular, lo ofrece todo para pasar una velada sensacional fuera de casa. Hay una gran variedad de restaurantes que sirven platos de casi cualquier parte del mundo, desde cocina japonesa hasta delicias turcas. Cuando cae la noche, los restaurantes se transforman en discotecas en las que puedes bailar hasta el amanecer.

- Una velada en Róterdam
Uno de los mejores lugares de Róterdam donde disfrutar de una copa o tomar un bocado es el Westelijk Handelsterrein. Este asombroso complejo tiene todo lo que necesitas para pasar una velada estupenda fuera de casa. Tú decides: puedes recogerte pronto o ir a bailar y alargar la noche hasta el amanecer.

El muelle Wilhelminakade
El muelle Wilhelminakade

El Wilhelminakade es el famoso muelle de Róterdam que se extiende a lo largo del río Mosa. Entre 1901 y 1971 los transatlánticos cubrían el trayecto entre Róterdam y Nueva York. La Holland America Line era la puerta de entrada a América para muchos europeos (del este), sobre todo durante la Primera Guerra Mundial.

- Róterdam y Nueva York
Sigue existiendo una fuerte conexión entre Róterdam y Nueva York. El trayecto por mar entre las dos ciudades viene realizándose desde 1873. En la actualidad, la arquitectura de Róterdam también presenta características americanas.

Los rascacielos se acumulan a lo largo del muelle Wilhelminakade. Parece que el lema de los arquitectos es «cuanto más alto, mejor». La altura media de los edificios ronda los 150 metros y la mayor parte de ellos se ha construido utilizando las técnicas de sostenibilidad más novedosas y diseños atrevidos. A raíz de estas figuras arquitectónicas, a Róterdam también se la conoce como la Manhattan del Mosa.

- Llévate una imagen del perfil de la ciudad
La única estructura original que queda en el muelle de Wilhelminakade de Rotterdam (que ya existía antes de los bombardeos de 1940) es el Hotel New York. Lo que antes era la sede de la Holland America Line alberga ahora un hotel y un restaurante donde puedes tomarte una copa o disfrutar de una comida mientras gozas del fabuloso perfil de Róterdam.

Delfshaven
Delfshaven

Delfshaven es un pequeño puerto interior con numerosos edificios históricos. A diferencia de lo que sucedió con la mayor parte de Róterdam, Delfshaven se salvó de los bombardeos de la Segunda Guerra Mundial. Esta zona es muy conocida por sus restaurantes, bares, galerías y monumentos arquitectónicos.

- Los cinco emblemas principales de Delfshaven
A continuación te ofrecemos una lista con los cinco iconos principales de Delfshaven:

De Dubbelde Palmboom: una sucursal del Museo Histórico de Róterdam.
La Pelgrim: la única fabrica de cerveza de la ciudad de Róterdam.
Delft: la réplica de un buque de guerra del siglo XVIII.
De Distilleerketel: un molino de grano que da justo al puerto.
La Iglesia de los Peregrinos: donde se congregaron los peregrinos antes de partir rumbo a América en 1620.

- Un día en Delfshaven
Si quieres saber cómo era Róterdam antes de los bombardeos, te recomendamos que visites Delfshaven. Esta zona rebosa historia y arquitectura, lo que, unido a la gran cantidad de restaurantes y bares, hará que tu visita sea más que merecida.

Poblaciones del reportaje
Tipo de viaje
Guárdame en el móvil