Granada, el destino más deseado
Granada - España
La provincia de Granada ofrece innumerables atractivos turísticos: la alhambra, uno de los monumentos más visitados de España y uno de los más bellos del mundo.Además cuenta con una de las mejores estaciones de esquí de Europa: Sierra Nevada
Els Blaus de Roses

granada - españa, granada, el destino más deseado

GRANADA, EL DESTINO MÁS DESEADO


En apenas 13.000 kilómetros cuadrados de extensión, la provincia de Granada atesora una inimaginable cantidad y variedad de atractivos turísticos: la alhambra, uno de los monumentos más visitados de España y uno de los más bellos del mundo; una de las mejores estaciones de esquí de Europa se encuentra en Sierra Nevada; y, apenas a 75 minutos en coche, se puede cambiar la nieve por las playas de la Costa Tropical, que disfruta de agradables temperaturas durante todo el año.

Es esta diversidad de climas, paisajes, productos y recursos la que permite calificar a la provincia de Granada como un continente turístico. Las posibilidades son múltiples en cualquier época del año: turismo cultural y monumental, rural y activo, de nieve y deportivo, de sol y playa, de congresos e incentivos, de ocio, de aprendizaje de idiomas…

La ciudad de Granada embruja al visitante con su historia y monumentos. Ofrece un calendario cultural de primer orden, numerosas fiestas y tradiciones y un animado ambiente propiciado por los más de 65.000 estudiantes matriculados en la Universidad de Granada.

Para los amantes de la naturaleza y del turismo rural, la provincia alberga cinco parques naturales y un parque nacional. La paz y la tranquilidad que se respira en los pequeños pueblos de la Alpujarra invitan al visitante a quedarse para siempre. Las zonas del interior, como El Marquesano y el Altiplano, ofrecen el increíble contraste de paisajes desérticos, de apariencia casi lunar, con la frondosa vegetación de las serranías que los rodean.

Las 7 Comarcas Turísticas de Granada:


Los 168 municipios de la provincia están divididos en siete comarcas o macrozonas turísticas:

La ciudad de Granada y sus alrededores:
 Incluye la capital y una treintena de pueblos de su área metropolitana, entre los que destacan Alfacar, Víznar, Fuente Vaqueros, La Zubia, Las Gabias y Alhendín. El turismo monumental y cultural, el de congresos e incentivos, y el turismo rural son los principales segmentos de la zona.

Poniente de Granada:
 Comarca situada al oeste de la provincia. Sus principales poblaciones son Loja, Alhama de Granada, Montefrío, íllora y Moclín. Cuenta con un vasto legado árabe que se advierte en todas sus calles y en las numerosas alcazabas construidas durante el reinado de la dinastía nazarí.

Guadix y El Marquesano:
 Situada al este de Granada e integrada por la localidad de Guadix y los pueblos que la circundan, esta comarca disfruta de magníficas condiciones para el turismo monumental, rural y activo. 
Comparte con El Altiplano paisajes semidesérticos, un riquísimo legado arqueológico e histórico y la tradición de sus gentes de vivir bajo tierra, que ha dado lugar a los singulares alojamientos turísticos en cuevas.

El Altiplano. Comarcas de Baza y Huéscar:
 Esta macrozona de contrastes, que ocupa el noreste de la provincia, se eleva más de mil metros sobre el nivel del mar. Su parte central, de impresionantes paisajes desérticos, está rodeada por un verde anillo de serranías. Excavaciones arqueológicas han demostrado que estuvo poblada hace más de un millón de años. Aquí también se halló la Dama de Baza, uno de los principales vestigios íberos. Baza, Galera, Cúllar, Puebla don Fadrique, Huéscar y Castril son algunas de las principales localidades de la zona.

La Alpujarra y Valle de Lecrín:
 Situada entre Sierra Nevada y el mar Mediterráneo, es una comarca casi virgen, ideal para el turismo rural y la práctica de deportes de aventura. El Barranco de Poqueira, con sus pueblos blancos, ha cobrado gran prestigio como destino turístico. Destacan también localidades como Lanjarón, Trevélez, Cádiar, Órgiva y Fértil Valle de Lecrín.

Costa Tropical:
 La provincia de Granada cuenta con 73 kilómetros de litoral que disfruta de un envidiable microclima subtropical que proporciona sorprendentes cultivos y agradables temperaturas durante todo el año a localidades como Almuñécar, Montril, Salobreña y Castell de Ferro. Las playas son de arena gruesa y aguas limpias y templadas.

Sierra nevada: 
La estación de esquí de Sierra Nevada se encuentra apenas a 32 kilómetros de la ciudad de Granada. Sus 103 kilómetros de pistas y las magníficas infraestructuras turísticas y equipamientos deportivos la convierten en una de las mejores estaciones  invernales de España. Se encuentra enclavada dentro del Parque Nacional de Sierra Nevada. El Mulhacén, con 3.478 metros, es el pico más alto de la Península Ibérica.

GRANADA, TURISMO MONUMENTAL Y CULTURAL

La dilatada historia de sus ciudades y pueblos, la variedad de estilos artísticos de sus monumentos, la calidad de las actividades musicales y teatrales, y las ricas tradiciones que mantienen sus habitantes hacen de la cultura una de las señas de identidad de la provincia de Granada y su mayor atractivo turístico.

La Alhambra y el Generalife es, sin lugar a dudas, el principal reclamo de la capital y de la provincia, que atrae cada año a más de dos millones de visitantes. Pero Granada es mucho más que la Alhambra. La propia ciudad y el resto de los 168 municipios que conforman la provincia cuentan con una oferta cultural y monumental variada y completa.

Pocas ciudades como Granada existen en el mundo con una historia tan densa, tan plural y tan bien reflejada en sus calles y monumentos. Granada no es un lugar que se pueda ver y disfrutar en un solo día. El recinto monumental de la Alhambra y el Generalife exige, por si solo, muchas horas de visita para contemplar su subyugante belleza. Y el visitante no puede marcharse de Granada sin pasear por las calles perfumadas de jazmín del barrio árabe del Albaicín, ver el mausoleo de los Reyes Católicos en la Capilla Real, la Catedral y el Parque de las Ciencias, el museo más visitado de Andalucía.

Alhambra y Generalife:

Mandada construir entre los siglos XVIII y XV por los reyes de la dinastía Nazarí como fortaleza y palacio real, es uno de los principales conjuntos monumentales de Europa.  Está compuesto por la Alcazaba, ciudad militar amurallada, los Palacios, residencia real; y el palacio y los jardines del Generalife, residencia real de verano. El agua, bien escaso en el norte de África, de donde era originaria la dinastía nazarí, está presente en las principales estancias del monumento: el famoso Patio de los Leones, el no menos conocido Patio de los Arrayanes, la Sala de dos hermanas, la de los Abencerrajes, los propios Baños reales… De construcción posterior, pero ya integrado en el conjunto monumental, es el Palacio de Carlos V, iniciado en 1527 por el arquitecto Pedro Machuca en el más puro estilo renacentista.

Catedral: Aunque se la considera una de las obras cumbres del Renacimiento español, la catedral de Granada, cuya construcción se prolongó durante 181 años, también conjuga en su estructura elementos de otros órdenes arquitectónicos. Diego de Siloé trazó en 1529 las líneas renacentistas de todo el edificio sobre los cimientos góticos, con girola y cinco naves en lugar de las tres habituales, ya consolidados por Enrique Egas. Alonso Cano reformó en 1667 el proyecto inicial de la fachada principal e introdujo elementos barrocos. La Catedral fue construida sobre la gran mezquita de la ciudad árabe y su magnificencia sería aún mayor si se hubieran erigido las dos grandes torres de 81 metros de altura previstas en los planos. Problemas de cimentación y económicos obligaron a dejar sin construir la de la derecha y la de la izquierda quedó sin terminar, elevándose sólo 57 metros.

Capilla Real: Fue mandada construir en 1504 por los Reyes Católicos para descanso de sus restos mortales. El edificio muestra, en las crestas de sus muros exteriores, destellos del gótico tardío y en el interior las primicias del renacimiento español. Tras la espléndida reja plateresca realizada por Bartolomé de Jaén, en el centro del crucero, se encuentran los sepulcros. A la derecha, el de los Reyes Católicos y, a la izquierda, el de Juana la Loca y Felipe el Hermoso, ambos tallados en mármol de Carrara. Bajo ellos se encuentra la cripta, con los féretros de plomo de los cuatro monarcas y el príncipe Miguel.

Cartuja: 
Comenzado a principios del siglo XVI, lo más destacable de este monasterio es la belleza de su iglesia, una desconcertante construcción barroca que al primer golpe de vista parece excesivamente ornamentada, donde destacan los lienzos de Sánchez Cotán. De arquitectura aún más recargada es la Capilla de Sagrario, Cuyo rebuscamiento contrasta con la austera vida cartujana. Aunque la estancia más famosa del templo es la sacristía, por la luminosidad de la estancia y el derroche de fantasía de sus adornos.

Otros:
 De la época árabe destacan el Bañuelo, el Palacio de Dar-al-Horra, el Corral del Carbón, la Alcaicería, el Cuarto Real de Santo Domingo, la Madraza, las murallas y sus puertas y el Alcázar del Genil.

EL LEGADO ANDALUSÍ

El legado Andalusí es un proyecto encaminado a promover el conocimiento, la  visita, la conservación y el desarrollo de los más bellos rincones de Andalucía bajo el inestimable argumento de seguir las huellas de uno de los periodos más brillantes de su historia: los tiempos de Al- Ándalus, el estado hispanomusulmán que tendió un puente entre continentes y culturas.

Las Rutas de El legado Andalusí pasan por aquellos senderos que antaño fueron trazados para comunicar el Reino de Granada con el resto de Andalucía, Murcia y Portugal. Algunas fueron surgiendo debido a la necesidad de abastecer la capital del reino Nazarí de productos como el pescado o la carne. Otras adquieren fama por haber sido recorridas por viajeros ilustres como Münzer, Ibn al –Jatib o León el Africano en diferentes momentos de la historia.

Tras la conquista de Granada por los Reyes Católicos se construyeron el Hospital Real, la Real Chancillería, el Monasterio de San Jerónimo, la Abadía del Sacromonte, las iglesias de Santo Domingo, San Juan de Dios y la Basílica de la Virgen de las Angustias, por citar sólo algunos de los monumentos de la capital.

Museos:
 Arqueológico y Etnográfico, Catedralicio, Museo de los Reyes Católicos, Museo del Sacromonte, Bellas Artes, Casa – Museo García Lorca, Centro José Guerrero, Fundación Rodríguez Acosta y Museo de San Juan de Dios,

Parque de las Ciencias: 
El parque de las Ciencias es un museo interactivo de más de 70.000 metros cuadrados, situado a escasos minutos del centro histórico de Granada y cuyos espectaculares edificios albergan una de las ofertas más variadas de ocio cultural y científico de Europa. Es el museo más visitado de Andalucía y su lema de este museo interactivo de las ciencias es “Prohibido no tocar”. La participación del visitante es esencial. Es por un lado manual, manipulando aparatos, accionando interruptores, introduciendo instrucciones en un ordenador…, y a la vez reflexiva, intentando facilitar la comprensión de lo que ocurre y por qué ocurre así.

Museo de la Memoria de Andalucía: El Museo CajaGranada Memoria de Andalucía muestra la diversidad natural, social y cultural de la Comunidad Andaluza. Está dirigida a todos los segmentos de la población: familias, estudiantes, asociaciones, personas mayores, aficionados a la historia, comunidad universitaria, investigadores y por supuesto, a todas aquellas personas que visiten Granada y quieran conocer con rigor y de una manera didáctica la identidad andaluza.

A pesar de su continua expansión, Granada conserva todavía unas dimensiones propicias para desplazarse por ella a pie. De hecho, además de visitar los monumentos, el visitante no debería dejar de pasear por los barrios históricos de la ciudad: el Albaicín, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, desde el que se contemplan unas inigualables vistas de la Alhambra y toda la Vega; el Sacromonte, con sus famosas cuevas y zambras flamencas; el Realejo, antiguo barrio judío. Y zonas de gran ambiente como la Calderería, revitalizada gracias a las teterías que ofrecen una especiada variedad de infusiones y la Alcaicería, antiguo zoco árabe.

La provincia: 

Desde el Poniente hasta el Altiplano, pasando por el Marquesado, la Costa Tropical y la Alpujarra y el Valle de Lecrín, toda la provincia cuenta con alicientes para el turismo monumental y cultural. Algunos municipios del cinturón de la capital han marcado incluso hitos en la historia y la cultura universal: en Santa Fe, villa creada por los Reyes Católicos para asediar Granada, fue donde se firmaron las Capitulaciones para el descubrimiento de América por parte de Cristóbal Colón; y Fuente Vaqueros vio el nacimiento de Federico García Lorca, uno de los poetas y dramaturgos más importantes que han alumbrado las letras españolas.

Guadix, ciudad monumental, conserva un interesante patrimonio histórico-artístico, del que sobresale de singular manera la Alcazaba, declarada Monumento Nacional; desde sus torreones del siglo XI se aprecian magníficas vistas de la vega, la ciudad y Sierra Nevada. La arquitectura religiosa tiene en Guadix un destacado protagonismo y cuenta con edificios de notable interés como la Catedral y las iglesias de Santa Ana, Santo Domingo y San Francisco.

De Loja, también conocida como “Ciudad del agua” por sus más de dos mil manantiales, es destacable la Alcazaba árabe, la iglesia Mayor, la dedicada a Santa Catalina, la de San Gabriel, el Convento de Santa Clara y el Pósito Nuevo.

GUADIX – BAZA, LA CUNA DEL HOMBRE EUROPEO

Las industrias líticas halladas en los yacimientos paleontológicos de la cuenca de Guadix-Baza han permitido  a la comunidad científica constatar que en esta zona de la provincia de Granada vivieron homínidos hace un millón de años, lo que los convierte en unos pobladores más antiguos de Europa. Esta investigación, desarrollada por seis científicos españoles y uno francés, fue respaldada internacionalmente en septiembre de 2000 por la revista “Proceedings”, editada por la prestigiosa Academia Nacional  de Ciencias de Estados Unidos.

Los restos de herramientas aparecidos en Guadix-Baza fueron manufacturado por pobladores que vivieron hace alrededor de un millón de años, unos 200.000 años antes que los habitantes de Atapuerca, en Burgos (España). Aunque en esta zona del noreste de Granada aún no se han encontrado fósiles humanos, los científicos siguen trabajando para hallarlos, ya que la existencia de las industrias líticas avalan su presencia.

También en la comarca del Poniente, impresiona el magnífico conjunto monumental que forman en Montefrío la fortaleza árabe y la iglesia de la Villa, emplazados en la cima de un peñón en un audaz alarde arquitectónico.

El Altiplano es rico en vestigios de culturas prehistóricas. Aquí se asentó, en el siglo IV antes de Cristo, el pueblo ibero de los Bastetanos, fundadores de la ciudad de Basti (origen de la actual Baza) una de las más antiguas de la Península Ibérica. De este período histórico son los hallazgos arqueológicos de la Dama de Baza fue y el Torso de Guerrero. Baza fue también importante ciudad de la Hispania romana y un notable núcleo de población en el período árabe – andalusí.

En las cercanías se ubican localidades como Cúllar, Galera, Orce, Huéscar y Castril, todas ellas con un gran patrimonio monumental y arqueológico.

La Alpujarra conserva la historia y las costumbres de los árabes y los moriscos que la habitaron hasta su expulsión por parte de Felipe II. Aún hoy se utiliza la red de acequias construidas hace cinco siglos y el sistema tradicional de cultivo en bancales. La arquitectura también permanece inalterada en las estrechas y empinadas calles de sus pueblos. Las casas, siempre encaladas, se adaptan perfectamente al entorno montañoso, construidas con piedras, barro, pizarra, launa y madera de castaño.

La Costa Tropical, además de 320 días de sol al año, posee una historia milenaria. En ella los fenicios fundaron Sexi, colonia sobre la que hoy se levanta Almuñécar. Posteriormente, los romanos construyeron una de las mayores fábricas de salazones del Mediterráneo y un acueducto para sustituirla de agua dulce. De su pasado árabe, Almuñécar, al igual que la vecina Salobreña, conservan una fortaleza que corona ambos pueblos. En Motril destaca la Iglesia Mayor de la Encarnación, edificada sobre la antigua mezquita mayor.

Actividad Cultural:


La capital, ciudad inquieta, es todo el año un hervidero de actividades culturales. Los teatros Alhambra e Isabel la Católica cuentan con una programación estable de representaciones dramáticas, conciertos de música clásica y flamenco. La Orquesta Ciudad de Granada demuestra su creciente prestigio en sus conciertos en el Auditorio Manuel de Falla. Asiduamente, la ciudad acoge los espectáculos de estrellas nacionales e internacionales del “pop” y “rock”, en cuyas giras Granada es cita obligada, muchas de estas actuaciones se celebran en la plaza de toros cubierta Atarfe, conocida como El coliseo. A esta oferta se unen acontecimientos tan importantes como el Festival Internacional de Música y Danza, que se celebra en escenarios repartidos por toda la ciudad y que anualmente propone un programa con las mejores orquestas y compañías. Gran prestigio han ganado también el Festival de Tango y el Festival de Jazz. Otros acontecimientos culturales que se celebran cada año en la capital son: Festival de Jóvenes Realizadores, Salón del Cómic, Festival Internacional de Cine Clásico “ Retroback”, Festival de Magia Ocus Pocus y Jornadas de Música de Órgano.

La oferta cultural es también amplia en la provincia: el Certamen Internacional de Guitarra Andrés Segovia, de Almuñécar; en esta misma ciudad el festival Jazz, en la Costa; el Festival de Teatro de Humor de Santa Fe; el Festival de la Canción de Andalucía, de Alhama; la famosa Volaera Flamenca, de Loja; y el Festival Internacional Parapanda-Folk, de Íllora.

Federico García Lorca

Poeta y dramaturgo granadino (1898 – 1936), se le adscribe a la llamada Generación del 27 y es considerado como uno de los mejores escritores en español del siglo XX. Su asesinato durante los primeros días de la Guerra Civil española contribuyó a que se conociera internacionalmente su obra. Nació en Fuente Vaqueros y entre 1919 y 1928 vivió en la Residencia de Estudiantes de Madrid, donde entabló amistad con el pintor Salvador Dalí, el cineasta Luis Buñuel y el también poeta Rafael Alberti. Fue director de la compañía de teatro universitario La Barraca, conferenciante y reconocido compositor de canciones. Entre sus obras teatrales  destacan “Yerma”, “La casa de Bernarda Alba” y “Bodas de Sangre”. Como poeta ha pasado a la historia con “El romancero gitano”, “Poeta en Nueva York” y “Llanto por Ignacio Sánchez Megías”.

En la provincia existen varios lugares de interés lorquiano, como los museos y centros dedicados a su vida y obra:

Museo – Casa Natal de Fuente Vaquero.  Conserva los muebles originales de la familia del poeta, entre ellos su cuna. Referente obligado para quienes desean conocer, no sólo el paisaje que marcó la juventud del creador, sino sus manuscritos, la correspondencia con amigos como Dalí y Buñuel, dibujos suyos y de sus contemporáneos, vestuario original de sus estrenos teatrales.

Casa-Museo de Valderrubio:
 Aún muy niño, el escritor se trasladó con su familia desde Fuente Vaqueros hasta Valderrubio , donde su padre poseía una pequeña casa de labor. Su estancia en ella, así como el ambiente de la localidad y su gente, fueron una fuerte influencia en la obra de Lorca.

Parque Federico García Lorca de Alfacar: En su interior se encuentra su principal motivo decorativo y significativo, un monolito junto al olivo donde se dice que murió fusilado García Lorca. Muy cerca se encuentra el Barranco de Víznar, un bello paraje natural donde, en un punto indeterminado, se cree que fue enterrado el poeta.

Huerta de San Vicente. Residencia veraniega de la familia García Lorca, antiguamente situada en la fértil vega de Granada y hoy integrada en el mayor parque de la ciudad, que lleva el nombre del poeta. Convertida en casa-museo, contiene los muebles, cuadros y objetos originales de la vivienda. Entre ellos el piano de la casa familiar y el escritorio de Federico.

Centro Federico García Lorca. Se ubica en un moderno edificio de casi 4.000 metros cuadrados situado en la céntrica Plaza de la Romanilla de Granada. Se encarga de la conservación y difusión de los fondos de la Fundación Federico García Lorca, gestiona un centro de estudios lorquianos y organiza actividades culturales.

El flamenco, la zambra y el Sacramonte: Granada es una de las principales referencias del flamenco en España y, en concreto, el Sacramonte una de sus cunas. Este barrio gitano es epicentro de lo que los expertos llaman la “jondura” y “el duende” y origen de la zambra, una fiesta de cante y baile flamenco que se remonta al siglo XVI, a los rituales nupciales de los moriscos de la ciudad.
Esta fiesta se rememora cada noche en sus antiguas cuevas, hoy convertidas en tablaos flamencos, donde se puede disfrutar de legítimos espectáculos protagonizados por las familias gitanas de mayor tradición en el barrio.


Estás leyendo: Granada, el destino más deseado



Dónde alojarte en Granada

Hotel Carmen
Granada




Poblaciones del reportaje
Guárdame en el móvil