Castellón - Penyagolosa, el macizo colosal
Castellón
Ubicado en la comarca castellonense de El Maestrat, es visible desde casi toda la costa de la provincia de Castellón. La belleza del paisaje y su valor ecológico, con las zonas de pinedas y las masías de los alrededor hacen que sea un lugar muy visitado.
Els Blaus de Roses

castellón, castellón - penyagolosa, el macizo colosal

L´Alcalatén y La Plana parecen presididas por el característico perfil del macizo de Penyagolosa (1.814 m). Visible desde numerosos lugares, constituye un verdadero punto de fuga de las perspectivas del paisaje. No es de extrañar que haya adquirido un valor simbólico para los habitantes de estas comarcas. Así lo expresa la conocida canción del mestre Rozalén: “Penyagolosa, gegant de pedra / la tentesta, plena de neu.../...Penyagolosa, fita senyera del poble meu”.

El paisaje se organiza en dos ámbitos diferenciados. De una parte, una serie de corredores llanos enmarcados entre sierras, en los que se practica una agricultura de secano y pequeñas huertas, basadas en regadíos de fuentes o norias. De otra parte, las ásperas montañas del sistema ibérico que se alzan rápidamente hasta la cúspide de Penyagolosa. En suma, una variada sucesión de paisajes en los que la vegetación refleja la diversidad de condiciones climáticas y ecológicas: pequeños bosques de ribera, abundantes pinares de pino carrasco; quejigares y pino albar en las alturas de Penyagolosa; sabina albar en las parameras. En este hábitat propicio vuelan numerosas especies de rapaces: águila culebrera, azor, águila calzada, halcón peregrino, etc. Entre los abundantes mamíferos puede destacarse la presencia de la cabra montés en el cañón del río Montleó. Estas tierras enmarcan sus históricas poblaciones en un medio natural bravío y bien conservado. Para conocerlas se sugieren dos itinerarios.

El primer itinerario comienza en l´Alcora, puerta de entrada a l´Alcalatén cuando se llega desde La Plana. Se asienta bajo unas lomas en las que se hallan las ermitas de Sant Cristófol, del Calvari y, un poco más alejada, la de Sant Vicent Ferrer. La iglesia tiene origen gótico, pero remodelada en el s. XVI. El nombre Alcora proviene del árabe “cora” que designaba la jurisdicción de un castillo. A unos tres km al norte se encuentran los restos del castillo de l´Alcalatén junto a la ermita del Salvador. La actual industria azulejera que caracteriza la población es heredera de la Real Fábrica de Cerámica fundada en 1727 por el Conde de Aranda, señor de l´Alcalatén. Maestros provenzales, holandeses, sajones, etc. ejercieron su oficio en esta fábrica que alcanzó gran renombre. Algunos talleres artesanos mantienen la tradición de la hermosa cerámica de estilo de l´Alcora.

El itinerario pasa por la aldea de La Foia, cuya iglesia muestra una pila bautismal chapada con azulejos de la fábrica de l´Alcora. Figueroles se halla junto al río Llucena; en ella destacan la histórica Casa dels Col legials y la iglesia de Sant Mateu, con interesantes retablos en madera. El paisaje se hace cada vez más agreste y Lucena del Cid extiende sus estrechas y empinadas calles en una loma entre el Barranc de la Pedronyera y el río Llucena. El casco urbano es una buena síntesis de la arquitectura de estas tierras: una plaza porticada, con la iglesia de hermosa fachada neoclásica y el ayuntamiento; apacibles rincones; vistas sobre las huertas del río Llucena y, coronando el pueblo, el blanco caserón de los duques de Híjar, que ocupa el emplazamiento del desaparecido castillo de Urrea. La ermita de Sant Antoni, el conjunto medieval de San Miguel de les Torrocelles, el Salt del Cavall, la Torre íbera de Foios y el Mas de la Costa son otros tantos puntos de interés para la visita o la excursión. En Lucena del Cid se inicia el sendero PR-V-79 conduce hasta Sant Joan de Penyagolosa. Desde Lucena del Cid se accede por la carretera C-232 a la parte septentrional del Alto Mijares: Castillo de Villamalefa, Zucaina y Villahermosa del Río. El itinerario regresa ahora hasta La Foia para seguir en dirección a Costur y su cercana aldea de Mas d´Avall. Estos secanos son tierras de poblamiento antiguo, en los que se han encontrado restos neolíticos, romanos (vestigios de una calzada en el Camí dels Bandejats) y árabes.

Les Useres atesora una de las más importantes tradiciones religiosas valencianas: Els Pelegrins de Les Useres. Cada último viernes de abril desde el s. XIV, doce peregrinos, más un guía, emprenden el largo camino hacia Sant Joan de Penyagolosa, en agradecimiento por la salvación de una peste. Barbados, vestidos con sayón morado, tocados con ancho sombrero y con el bordón en la mano recorren en silencio unos 35 km en un ritual estricto. Al día siguiente regresarán de nuevo al pueblo, al que entrarán –como han hecho en Xodos y Sant Joan- descalzos y en solemne recogimiento. El secular voto del pueblo de Les Useres ha mantenido intacta esta singular tradición que es ya patrimonio de todos los valencianos. Por Les Useres pasa el sendero GR-33 que une Castelló con Sant Joan de Penyagolosa y sigue, precisamente, el Camí dels Pelegrins.

Atzeneta conserva su casco antiguo –la “vila closa” del s. XIV que permite intuir las murallas que lo cercaban, hoy muy transformadas. La iglesia de Sant Bertomen data del s. XVII y conserva notables retablos barrocos. En el Barranc de la Vall se encuentra la ermita fortificada de Sant Joan del Castell (s.XV-XVI). De Atzeneta parten los accesos a las tres localidades encaramadas en el macizo de Penyagolosa: Xodos, Vistabella del Maestrazgo y Benafigos. Benafigos es una recoleta población agrupada en torno a la iglesia de Sant Joan cuyos orígenes son del s. XIV. En el descenso hacia el río Montlleó se halla la ermita de l´Hortisella. La carretera continúa hasta el Port del Vidre o de la Xaparra donde enlaza con la que une Atzeneta con Vistabella del Maestrazgo.

Ubicado a 1.246 m. de altitud, Vistabella del Maestrazgo es el pueblo más elevado del territorio valenciano. Conserva portales medievales y algún lienzo de la antigua muralla. La iglesia parroquial data del inicio del s. XVII y luce una monumental fachada obra de Joan Anglés. Por el Pla de Vistabella discurre la carretera que lleva al santuario de Sant Joan de Penyagolosa o de la Font Coverta, centro devocional de la comarca y, también, uno de los puntos neurálgicos del macizo de Penyagolosa donde confluyen los senderos GR-7, GR-33 y PR-V-79. Los orígenes de Sant Joan se remontan posiblemente al s. XIII, tras la conquista. En la segunda mitad del s. XVI se conforma el núcleo central, articulado sobre el pequeño patio con arcos rebajados. En el tránsito de los s. XVII y XVIII se lleva a cabo la última gran transformación del templo. El monumental conjunto del santuario, el marco paisajístico, la profunda carga cultural de la numerosas romerías que allí convergen hacen, sin duda, de Sant Joan de Penyagolosa un lugar singular. Xodos es accesible por carretera desde Atzeneta del Maestrat o desde las cercanías del Port del Vidre. Conserva parte del castillo y las murallas –“El Callís”- integradas en el casco urbano. Por Xodos pasa el sendero GR-33 y es una buena base de excursiones por el macizo de Penyagolosa.

El segundo itinerario recorre algunas localidades de La Plana: tierras montañosas y de secano que han conservado sus monumentos, tradicionales y paisajes con una gran fidelidad. La Pobla Tornesa se ubica entre las sierras de Montnegre y de les Santes, exactamente sobre el mediano de Greenwich. Pertenecía al señorío de Montornés y es un estratégico punto de cruce de comunicaciones hacia el interior. Vilafamés conserva un castillo de origen musulmán muy transformado y un original casco urbano con dos núcleos diferenciados. En el más antiguo, los bosques de roca arenisca se integran sin desavenencias con las calles empinadas y las viviendas primorosamente restauradas. En 1972 se inauguró en la Casa del Batllé (s.XV) el Museo Popular de Arte Contemporáneo, con una importante colección en la que se cuentan obras de Miró, Chillida, Canogar, Chirino, Gargallo, etc.

Vall d´Alba se encuentra en un terreno onodulado que ya anuncia las ásperas montañas de l´Alcalatén. El paisaje de sus secanos y las abundantes norias nos acompañan en nuestro recorrido por el Pla de l´Arc, cuyas excelentes condiciones para la agricultura propiciaron una antigua ocupación humana. Cabanes pertenecía a la antigua Tinença de Miravet, que poseía los castillos de Miravet y Albalat. En el Pla de l´Arc luce solitario el Arco Romano que le sirve de centro simbólico. En el casco urbano destaca el ayuntamiento, instalado en una restaurada construcción gótica y la iglesia de Sant Joan, con una monumental portada tardobarroca. En una frondosa umbría de la Serra de les Santes se halla la ermita de les Santes, cuya actual construcción data del s. XVII.

Benlloch se sitúa en la falda este de la Serra d´En Galceran. En este apacible pueblo agrícola, destaca la ermita de la Mare de Déu de l´Adjutori, cuya imagen es una talla de madera del s. XV. Al este del término se encuentra la Pedra Fita, citada en la Carta Puebla (1250). Se trata de un gran bloque de caliza dispuesto verticalmente y que, tal vez, se relacione con la cercana Vía Augusta. Sierra Engarcerán, la antigua Coves de Berig, se emplaza en la parte alta de la Serra d´En Galceran. El núcleo principal es conocido como La Serra y en su término se encuentran otros importantes grupos de masías, como Els Jvarsos o Els Rosildos. En la Serra es recomendable un paseo para visitar la iglesia de Sant Bertomeu (s. XVI), el palacio de la familia Casalduch –popularmente llamado El Fort- y actual ayuntamiento, y la casa de los Bertrán. En el cercano pinar de la Mola de la Vila se halla el “roure valenciá” que describiera en el s. XVIII el botánico Cavanilles.

De nuevo en el corredor de les Coves, la población de Vilanova d´Alcolea cuenta con un interesante calvario con cerámica ondense y alcorina del s. XVIII en algunos de las devotas. La fiesta de Sant Antoni, despedida simbólica del invierno mediante el fuego purificador y saludo al nuevo año representado en la primavera, está muy arraigada en estas tierras. En Vilanova d´Alcolea alcanza, sin duda, una de sus máximas expresiones con todas sus calles cubiertas de hogueras y las caballerías pasando entre ellas. Torre Endoménech es una pequeña localidad a los pies de la Penya-roja por la que se accede a Sarratella, que cuenta con la ermita de Sant Joan Nepomucé.

Itinerarios

Las tierras interiores de La Plana Alta y l´Alcalatén, amparadas por la presencia protectora del Penyagolosa, ofrecen al viajero interesantes paisajes rurales merecedores de una contemplación pausada, disfrutando de la naturaleza y del delicado trabajo de remodelación ejercicio por generaciones de habitantes. Las sierras, barrancos, ermitas, fuentes, caminos, monumentos, etc. invitan a dejar el automóvil y visitarlos al sosegado paso del excursionista, sobre una caballería o en el sillín de la bicicleta. La zona ofrece magníficas condiciones para la práctica del excursionismo, que han sido aprovechadas por los llamados Senderos de Gran y Pequeño Recorrido. Estos itinerarios aprovechan los tradicionales caminos y sendas rurales, que los excursionistas señalizan con pinturas y balizas para facilitar su seguimiento. Pueden ser seguidos por cualquier persona en adecuada forma física y con un mínimo hábito de caminar por montaña. No olvide que el mantenimiento de estos valiosos paisajes es responsabilidad de todos. No encienda fuego y lleve consigo los deshechos hasta una localidad donde pueda depositarlos en un lugar adecuado. Respete los cultivos y las masías, así como la vegetación y fauna natural.

1. Sendero de Gran Recorrido GR-7
El GR-7 cruza la comarca enlazando Culla, Vistabella del Maestrazgo, Sant Joan de Penyagolosa y Villahermosa del Río. Está señalizado con pintura blanca y roja. El tramo entre Culla y Vistabella cruza el imponente encajamiento del Montlleó y accede al Pla de Vistabella pasando por la ermita de Sant Bertomeu en un recorrido duro y exigente desde el punto de vista físico. El cómodo descenso desde Sant Joan de Penyagolosa hasta Villahermosa del Río permite recorrer el curso del Río Carbo, un auténtico río de montaña en el que se engarzan molinos y huertas. La correspondiente topo-guía del GR-7 está publicada en dos fascículos: Fredes-Sant Joan de Penyagolosa (Castelló, 1987); Sant Joan de Penyagolosa-Andilla (Castelló, 1993).

2. Sendero de Gran Recorrido GR-33
El GR-33 (marcas blancas y rojas) une la ciudad de Castelló de la Plana con Sant Joan de Penyagolosa. Desde la población de Les Useres sigue el mismo itinerario que Els Pelegrins en su secular romería. El tramo entre Xodos y el santuario de Sant Joan de Penyagolosa puede combinarse con los PR-V-71 ó 73 y convertirse en un itinerario circular por el corazón del macizo de Penyagolosa.

3. Sendero de Pequeño Recorrido PR-V-79
El PR-V-79 (marcas blancas y amarillas) une Lucena del Cid y Sant Joan de Penyagolosa siguiendo la ruta de descenso de la nieve que se almacenaba en ventisqueros y neveras hacia La Plana. Pasa junto al refugio del Mas de la Costa, base para paseos y excursiones caminando o en bicicleta de montaña, recogidas en un folleto editado por el Centre Excursionista de Valencia: Centros de Aire Libre: Mas de la Costa (Valencia, ca. 1996).

4. Red de Senderos de Pequeño Recorrido PR-V-64 / PR-V-74

Una red de Senderos de Pequeño Recorrido (marcas blancas y amarillas) cubre parte del macizo de Penyagolosa. Los 11 itinerarios tienen un extremo común en el santuario de Sant Joan de Penyagolosa y algunos pueden combinarse con los GR-7, GR-33 ó PR-V-79. Está publicada la topo-guía de la red: Centre Excursionista de Castelló, Penyagolosa, excursions a peu (Castelló, 1994). La comarca ofrece una gran diversidad de itinerarios: desde simples paseos a cualquiera de las numerosas ermitas, hasta largas excursiones. No todos los caminos están señalizados, permitiendo así la posibilidad de una descubierta personal del paisaje, para la que es conveniente la consulta de publicaciones y cartografía. Además de las ya citadas, son recomendables dos guías excursionistas de Ricardo Muñoz, El Maestrazgo, l´Alcalatén y el Ducado de Villahermosa (Antinea, Vinarós, 1996); y Guía de Penyagolosa (Valencia, 1987). Los poco transitados caminos y carreteras posibilitan al aficionado a la bicicleta numerosos recorridos en los que nunca faltarán los pendientes. Sierra Engarcerán y Sarratella, encaramados en la Serra d´En Galceran, pueden ser el objetivo de itinerarios circulares desde Albocácer, Vall d´Alba, Benlloch o Els Rosildos. Atzeneta del Maestrat es el punto de partida a duras pero gozosas ascensiones hasta Benafigos, Vistabella del Maestrazgo o Xodos. Quien prefiera la bicicleta de montaña dispone de una amplia red de pistas en las que tratar su propio recorrido. Por ejemplo, la travesía completa del macizo de Pengayolosa desde Sant Joan hasta Lucena del Cid. Es recomendable la consulta de mapas para la realización de actividades de aire libre y para complementar la información escrita. El área del presente folleto está incluida en las siguientes hojas del mapa a escala 1/50.000: Villahermosa del Río 29-23 (592), Cuevas de Vinromá 30-23 (593), Alcora 29-24 (615), Villafamés 30-24 (616).

Datos de Interés

El acceso a L´Alcalatén se efectúa desde la ciudad de Castelló por dos rutas: 1) La carretera C-232 conduce hasta L´Alcora y Lucena del Cid. En la primera de las poblaciones puede desviarse por la CS-824 hacia Costur, Les Useres y Atzeneta del Maestrat; o seguir hasta Lucena del Cid. 2) La C-238 pasa por Borriol hasta La Pobla Tornesa, desde donde se sigue hacia Vall d´Alba y Atzeneta del Maestrat. Desde esta población tres carreteras conectan con las poblaciones de Vistabella del Maestrazgo, Benafigos y Xodos. Buena parte de las tierras interiores de La Plana Alta se articula en torno a la carretera C-238 que, desde Castelló, permite acceder a La Pobla Tornesa, Cabanes, Benlloch, Sierra Engarcerán, Sarratella, etc. La CS-814 comunica La Pobla Tornesa con Vilafamés y Sant Joan de Moró.

Oficinas de Información Turística
Tourist Info Castelló
Pl. Mª Agustina, 5
12003 Castelló
tel. 964 22 10 00
fax 964 22 77 03

Dónde alojarte en Castellón
Hotel Castellón Center
Castellón de la Plana


Pensión Sant Joan
Vila-real

Pensión Neus
Alcalà de Xivert

Pensión Maruja
Borriana

Pensión La Posada
Albocàsser