Baracoa, la ciudad primada de Cuba
Cuba
De naturaleza exuberante y virginal, Baracoa –la Ciudad Primada de Cuba- es un lugar ideal para los amantes de lo autóctono.
Els Blaus de Roses

cuba, baracoa, la ciudad primada de cuba
De naturaleza exuberante y virginal, Baracoa –la Ciudad Primada de Cuba- es un lugar ideal para los amantes de lo autóctono.

En el extremo oriental de la Isla, a casi mil kilómetros de La Habana, donde la pródiga mano de la naturaleza dibujó uno de los paisajes más atractivos y mejor conservados de la geografía cubana, se erige desde 1512 la Villa de Nuestra Señora de la Asunción de Baracoa, primera de las fundadas por los conquistadores españoles en Cuba.

Vocablo aborigen, Baracoa significa "existencia de mar", uno de los recursos que junto a las montañas cubiertas de tupido follaje y las arterias fluviales abundantes en la región, conforman un atractivo escenario natural, en el que existen elementos de carácter histórico y cultural capaces de atraer la atención del visitante. La Cruz de la Parra, el primero de los símbolos cristianos traído a Cuba a bordo de las naves españolas, aún se conserva en la iglesia parroquial de esta ciudad de la provincia de Guantánamo, donde no faltan los fuertes, torreones y castillos y a la que sólo fue posible llegar por carretera a partir de 1965.

El símbolo de la fauna, caracol arborícola
Cómo Llegar:

En su mayoría, los visitantes que llegan a Baracoa lo hacen a través del viaducto La Farola, una carretera que avanza entre montañas, con 11 puentes colgando al vacío y su punto más interesante marcado en Altos de Cotilla, situado a 600 m sobre el nivel del mar. En la ciudad opera, además, el aeropuerto Gustavo Rizo -para vuelos nacionales- que puede recibir aviones de pequeño y mediano portes. También se accede por la carretera Moa-Baracoa, que une a esta ciudad con la provincia de Holguín.

Para Conocer Baracoa:

La Ciudad Primada invita a emprender recorridos en todas direcciones. Dentro de la propia localidad hay que visitar su centro histórico, declarado Monumento Nacional, los fuertes Matachín y La Punta y los torreones de Joa y del Cementerio.

Ascender al Yunque de Baracoa, una montaña aplanada de 575 m de altitud; remontar los ríos Miel, Duaba, Yumurí y Toa en una cayuca (embarcación típica de la zona); bañarse en las playas Maguana.

Saratoga o Duaba; conocer la finca productora de cacao existente en ese último sitio y el zoológico de piedra de Lomo Boquerón, resultan también actividades recomendables.

Mas, para conocer cabalmente esta región turística, es imprescindible caminar por áreas del Parque Nacional Alejandro de Humboldt (insertado dentro de la Reserva de la Biosfera de Cuchillas del Toa), y moverse hacia el este, en dirección a la Punta de Maisí, para cruzar el Paso de los Alemanes, admirar el abra del río Yumurí, las bahías de Boma y de Mata, y disfrutar del paisaje desde lo alto de las terrazas del municipio La Máquina.

Para disfrutar Baracoa:

Los establecimientos hoteleros de la ciudad tienen atractivas ofertas gastronómicas y para los ratos de ocio. El visitante puede, además, conocer el Museo de Historia Municipal, disfrutar de un almuerzo típico en la Finca Duaba y degustar los numerosos dulces caseros que se elaboran allí a partir del coco, la miel y la piña. Gozan también de reconocida calidad los chocolates de Baracoa.


Fuente: Ministerio del Turismo de Cuba

Poblaciones del reportaje
Zona
Guárdame en el móvil